Un regalo muy especial

A finales de noviembre se puso en contacto con nosotros una chica llamada Noemí, ya la conocíamos de antes por la asociación en la que estamos y nos hizo mucha ilusión que quisiera regalar a su amiga Mónica una sesión de Belly Painting, ¡¡¡eso sí que es un regalazo!!!

Tras las Navidades nos pusimos en contacto con Mónica para ir preparando la sesión, daría a luz sobre finales de febrero y tampoco podíamos demorarnos mucho. Ella tenía claro que quería corazones, muchos corazones y el nombre de su niña, Maira. Le propusimos un árbol de la vida con corazones y le gustó la idea, tras un par de bocetos previos dimos con el diseño definitivo.

El 24 de enero quedamos para la sesión de fotos con la feliz pareja y …. mejor juzguen ustedes el resultado 😉

Anuncios